Ruta del Cares

Imprimir

Recorrer el curso del río Cares en sus tramos más altos supone enfilar una garganta calcárea que tiene su inicio en el municipio de Cabrales. Es la llamada Ruta del Cares o Divina Garganta. Con canales que se precipitan vertiginosamente desde las alturas a las frías aguas del río, en un imposible camino que recorre 12 kilómetros uniendo Asturias con León al borde de un impresionante desfiladero que atraviesa los macizos central y occidental de los Picos de Europa.

Obra de ingeniería civil, la ruta era en inicio de exclusivo uso pastoril. Un sinuoso y precario sendero la convertiría más adelante en un camino para el aprovechamiento hidroeléctrico del caudal del Cares y el traslado de productos agrícolas. Abierta a base de picos y dinamita, se fue convirtiendo con el tiempo en el reclamo turístico de la zona y es actualmente la ruta más transitada de los picos, imprescindible para cualquier amante del la naturaleza, la montaña y el turismo rural.

Una ruta espectacular que ofrece a sus caminantes espectaculares imágenes de inmensa belleza. Una belleza equiparable a la facilidad de su recorrido, apto para cualquiera que esté dispuesto a caminar. Si estás dispuesto, sólo tienes que tener en cuenta que los doce kilómetros de ida hay que realizarlos de vuelta porque la ruta no termina y empieza en el mismo lugar. La Ruta del Cares sobrevuela el río que, mucho más abajo, parece cortar la montaña como un frío cuchillo creando hermosos e irrepetibles paisajes.